"Abriendo Caminos, Forjando Sueños"

Valponasca es una Asociación sin ánimo de lucro que trabaja para la inserción social y laboral de personas en situación de desventaja social a través de acciones individuales y grupales de orientación y formación. La intervención también se lleva a cabo con menores, centrándose aquí la intervención en la prevención de diversas problemáticas, así como en la prevención del fracaso escolar.
Las acciones desarrolladas:

  • Refuerzo educativo para menores.
  • Ocio y tiempo libre saludable (campamentos, acampadas, salidas interculturales…)
  • Intervención con familias.
  • Formación ocupacional.
  • Talleres de habilidades sociales y resolución de conflictos.
  • Talleres de castellano dirigidos a inmigrantes.
  • Talleres sobre conocimientos culturales.
  • Talleres de nuevas tecnologías.
  • Aula de informática.
  • Jornadas informativas.
  • Orientación sobre la obtención de la Nacionalidad Española.
  • Orientación laboral.
  • Intermediación laboral mediante la bolsa de empleo.
  • De igual manera, somos agencia de colocación acreditada, por lo que realizamos el servicio gratuito de pre selección con empresas mediante una bolsa de empleo a la que acceden las personas en búsqueda de empleo.

    ¿Por qué Valponasca?

    Valponasca es una ventana abierta para muchos a quienes parece que la vida le cierra sus puertas.
    La ventana recuerda aquélla a la que se asomaba cada atardecer Maín, en la casa de labranza donde vivió su adolescencia.
    Son muchas ventanas las que se han ido abriendo desde los comienzos: apoyo a los centros juveniles de la Inspectoría Virgen del Camino, programas socio educativos CASA para los niños y adolescentes, la ventana abierta a la orientación e inserción laboral en METAS y otros programas; la formación y acompañamiento de familias, a través de VÉRTICE; la formación de voluntarios con el programa JUNTOS CRECEMOS MÁS, la ventana de los bienhechores y socios y socias que con nosotras creen que el futuro se construye con la corresponsabilidad y la aportación de todos, valorando desde el gesto más pequeño al más alto compromiso, que no escatima esfuerzos, ilusión, medios materiales, tiempo, sonrisas, riesgo. Todas, ventanas que amplían el horizonte y que sobre todo van creando una conciencia de ser una familia que va creciendo.